sábado, 8 de febrero de 2014

El esfuerzo.

  
El esfuerzo es solitario, la voluntad debemos educarla, el cambio de hábito es individual ...inexorablemente, y muchas veces cuesta un millón calzarse las zapatillas o esquivar un alimento exótico, de modo que si lo tienes claro no sucumbas y sigue que al final verás los resultados. No culparse, levantar la vista, mirar el horizonte que brillará si mantenemos el rumbo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.