viernes, 3 de octubre de 2014

Hoy dile no a las gaseosas.


Una sola lata de gaseosa incluye en la dieta diaria de una persona 10 cucharadas de azúcar, el total del consumo diario recomendado. Los componentes vertidos en la gaseosa incluyen cafeína, ácido fosfórico y aspartamo, altamente dañinos para el organismo. El ácido fosfórico evita vomitar el líquido ingerido, esta enorme cantidad de azúcar, porque la enmascara. El azúcar se convierte en grasa en los 20 minutos siguientes a la toma. La cafeína dispara la tensión arterial y dilata las pupilas. A los 45 minutos aumenta la dopamina que produce un falso bienestar que induce a tomar nuevamente. Las gaseosas son dañinas y adictivas. No se las dé a los niños por favor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.