sábado, 7 de septiembre de 2013

Mañana corro mi 9º 21 k.


Mañana corro 21 k. Que me mueve a este gran esfuerzo? Reafirmar la posibilidad de lograrlo, darme cuenta de mi estado físico sano, correr hacia una meta infinita y haberla alcanzado junto a cientos de amigos que participan a mi lado, con los que festejamos vernos, saludarnos, abrazarnos, desearnos suerte, agradecerle a Dios la posibilidad de poder hacerlo y no tener problemas de salud. Me mueve festejar a la llegada sin que me importe el lugar, me mueve porque me alientan y me felicitan por mi esfuerzo. Me mueve ver otros campeones y campeonas de mi edad y más viejos que yo metiendo pata y zapatilla. Maestros, ejemplos para todos. Me mueve ver tanta juventud sana de cuerpo y alma mostrando un camino de magia, brillo y salud.  Quiero infinitamente a los cientos de amigos y amigas que allí vamos con este empuje fantástico demostrando que la salud se construye con movimiento y que esta distancia es una meta a la que llegan los que aprenden que la diferencia entre lo posible y lo imposible es la determinación de cada uno.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.