lunes, 1 de diciembre de 2014

Obesidad e ignorancia.


Muchas personas obesas  ignoran el porqué de su peso y estado. Desconocen que una alimentación en la que predominan las grasas, las harinas refinadas, la sal y especialmente los azúcares conduce a este aumento de peso. La ignorancia sobre los beneficios del movimiento y la actividad física también afecta y provoca aumentos de peso. Los gobiernos deberían poner en marcha planes y masificar información  sobre los buenos hábitos, calidad nutricional de los alimentos y tratar de controlar el sobrepeso en la población. Impulsar modelos de información y convencimiento a pacientes entre los profesionales de la medicina. Educar a  la población sobre este tema será crucial en el futuro. Conocer las consecuencias del sobrepeso en cada persona y como afectará la vida de la familia en particular y de la sociedad en general es la docencia que debemos ejercitar. La obesidad es una enfermedad que merece ser tratada con temor y respeto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.